Competición propone el cierre parcial del Gol Norte del Sevilla

Atendiendo al pedido de la Liga, el Comité de Competición ha acordado sancionar al Sevilla FC con el cierre parcial del estadio Ramón Sánchez-Pizjuán debido los insultos contra el Real Madrid y contra el jugador Sergio Ramos en el partido de ida de la Copa del Rey.

La Liga Nacional de Fútbol Profesional, presidida por Javier Tebas, había pedido cerrar por el periodo de un partido, las zonas N11 y N12, que corresponde al sector de Biris Norte, por los siguientes cánticos:

– “Estamos hasta la polla del Barça y del Madrid”
– “Qué sí, qué sí, qué puta Real Madrid”
– “Sergio Ramos, hijo de puta”
– “Sergio Ramos, muérete”

El Comité de Competición ha asegurado que los insultos han sido muy graves y que a pesar de sucesivas sanciones económicas, el Sevilla no ha logrado erradicar los insultos de esa grada. El Sevilla FC tiene un plazo de diez días para presentar sus alegaciones.

A través de las redes sociales, el sevillismo ha expresado su rechazo a lo que es visto como una persecución de Javier Tebas contra el Sevilla FC, pues los insultos que se hacen en otros estadios no son consignados ni perseguidos. El fin de semana pasado se pudo escuchar en el estadio Vicente Calderón cánticos de “puta Sevilla”, y no es raro escuchar en ese estadio “Sevillanos, yonkis y gitanos”, o “ea ea ea, Puerta se marea” y sin embargo, el sevillismo ve que la Liga de Javier Tebas sólo persigue y castiga al Sevilla FC.

La sanción de cierre parcial contra el Sevilla FC aún deberá ser resuelta por el Comité de Apelación donde el club sevillano ha anunciado que apelará y ha asegurado que si no son aceptadas sus alegaciones va a recurrir “al Tribunal de Arbitraje Deportivo, primero, y al Juzgado de lo Contencioso-Administrativo, si fuera necesario”.

Antecedente

Esta temporada, el Sporting de Gijón fue sancionado por el Comité de Competición con el cierre de la grada por insultos racistas contra el jugador del Athletic, Iñaki Williams. El Sporting recurrió ante el Tribunal de Arbitraje Deportivo quien anuló el cierre pues el club no tenía antecedentes en ese sentido pero le impuso una multa de 18.000 euros. Sin embargo, en el caso del Sevilla FC, hay un atecedente, pues contra el Málaga, Competición ya había pedido el cierre parcial del Sánchez-Pizjuán.

Comparte este Artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *